Embajador Samuel Moncada denuncia guerra económica de Estados Unidos contra Venezuela Imprimir
Escrito por MPPRE   
Jueves, 06 de Septiembre de 2018 14:14

alt

El embajador de la República Bolivariana de Venezuela ante la Organización de Estados Americanos (OEA), Samuel Moncada, denunció en el Consejo Permanente del organismo regional el silencio cómplice que han guardado tras el criminal bloqueo económico, financiero y comercial que ha desarrollado el Gobierno de Estados Unidos contra la Patria de Bolívar.

El representante permanente de Venezuela ante la OEA, señaló que en las constantes menciones de la migración de ciudadanos venezolanos aludían las causas que llevaron a una parte de la población a emigrar “un factor determinante de estas migraciones es la campaña de agresiones del gobierno de EE.UU. que tienen por objeto destruir la capacidad de nuestro estado para atender las necesidades de nuestros ciudadanos. Es la guerra por medios económicos. Ocurre debajo del umbral convencional de las guerras tradicionales pero es guerra. Es guerra, y hace sufrir a los pueblos, es un crimen, un crimen internacional contra los derechos humanos de todo un pueblo”.

En este sentido, manifestó que por más de un año el gobierno de EE.UU ha sido el agente promotor del saboteo a la economía venezolana a través del bloqueo del comercio internacional, privando al país del acceso a alimentos, medicinas y bienes esenciales; el bloqueo de cuentas, operaciones financieras y transacciones que impiden las operaciones internacionales de pagos de los compromisos de la República o de cobro de acreencias que mantienen proveedores internacionales con Venezuela, el retraso en la gestión de operaciones de compra venta, afectando, no sólo al Gobierno y empresas venezolanas, sino a sus socios comerciales extranjeros y el aumento de todos los costos de transacción relacionados con la satisfacción de las necesidades de la población.

“¿Qué respuesta ha dado la OEA a este crimen económico internacional? Un cómplice silencio. Incluso, los Estados Unidos se felicitan públicamente por los efectos de sus violaciones masivas de los derechos humanos en Venezuela y piden más castigos colectivos ilegales”, apuntó.

OEA guarda silencio cómplice tras atentados terroristas

En este orden de ideas, Samuel Moncada señaló que la imparcialidad del organismo se pone en duda cuando dejan de condenar hechos terroristas ocurridos el 27 de junio de 2017, cuando atentaron contra ciudadanos venezolanos desde un helicóptero y el más reciente y grabe desarrollado el 27 de junio de 2017 cuando se atentó contra la vida del Presidente, Nicolás Maduro, y contra los altos funcionarios de la República.

“¿Cuál fue la respuesta de esta organización? Un estruendoso silencio. ¿Es que acaso que la vida de los ciudadanos venezolanos vale menos que la vida de aquellos otros que sufren atentados terroristas? No hace falta estar de acuerdo con el estado Venezolano para condenar al terrorismo, sin embargo, su animadversión contra nuestro gobierno llevó a este Consejo a mantener un escandaloso silencio”, reflexionó el representante de Venezuela ante la OEA.

El embajador venezolano cuestionó la conducta encubridora, selectiva e interesada de la OEA para lograr sus objetivos contra Venezuela.

Consejo permanente inhabilitado para hablar sobre Venezuela

El embajador, Samuel Moncada, destacó que el Consejo Permanente de la OEA se inhabilitó así mismo al convertirse en un campo de confrontación para la imposición de intereses sobre la soberanía venezolana, y al actuar bajo la tutela de la principal potencia de la región.

El Representante de Venezuela, destacó las razones por cuales la OEA carece de confiabilidad colocando como punto de partida los hechos del 03 de abril de 2017 cuando se destituyó al presidente del Consejo Permanente, Diego Pary, con la pretensión de imponer la Carta Democrática Interamericana contra la voluntad de Venezuela y aprobando una resolución con tan sólo 17 votos de los 21 necesarios, lo que constituyó una acción nula e inejecutable.

“Esta es la primera prueba que aportamos para decirle al mundo, como la OEA viola su propia institucionalidad, como no tuvo reparo para destruir su credibilidad si se trataba de agredir a Venezuela. Ese día fue definitivo para tomar la decisión de no continuar siendo parte de esta Organización. No lo olvidaremos”, acentuó el embajador Moncada/YD.

 

Última actualización el Jueves, 06 de Septiembre de 2018 14:16